¿Qué haces cuando un banco te deniega un préstamo para la apertura de tu segundo restaurante? Que pones en práctica el derecho de admisión y no dejas entrar ni a un solo banquero a tu local.

Y esto es lo que ha hecho Alexander Callet, el dueño del restaurante Les Écuries de Richelieu, quien ha prohibido la entrada a su negocio a banqueros tras el rechazo que obtuvo de los bancos al pedir un préstamo de 70.000€ para poder abrir su segundo restaurante.

Como contrapartida y jugada maestra permite la entrada de perros ya que, según palabras del propietario, son mucho más nobles, agradecidos y leales que las personas que detentan profesiones relacionadas con la financiación de nuevos proyectos.

Para más recochineo, Alexander Callet ha puesto un pizarrón en la entrada de Les Écuries de Richelieu que, en vez de informar del menú del día, cita: “Perros bienvenidos. Prohibida la entrada a banqueros a no ser que paguen una cuota de 70.000€”.

Este joven francés que tiene a su restaurante dentro de la Guía Michelin, y bien considerado, y recibe la visita de importantes celebridades ha informado de la reticencia de los bancos franceses en avalar, o simplemente animar, a los jóvenes emprendedores a relanzar negocios como el gastronómico.

FUENTE : Tapasmagazine.es

Publicado: 28 de Febrero de 2016